sábado, 8 de enero de 2011

Lavanda de hoja dividida (como su nombre indica)




Nombre científico: Lavandula multifida L.
Familia: Lamiaceae (Labiatae)

Os presento hoy a una de las especies silvestres de lavanda, muy común en todas las colinas pedregosas (o arenosas), soleadas y próximas a la costa, dado su carácter termófilo. Es considerada como un buen bioindicador del piso termomediterráneo, llegando como mucho a los 800 m de altitud, y se presenta en zonas degradadas donde antes había encinares (termófilos) hoy día prácticamente desaparecidos. Es un arbustito poco aparente, porque no es muy alto (a lo sumo 70-90 cm) y porque suele estar algo abierto y ramificado.

Editamos esta especie ahora, en el mes de enero, porque es una de las pocas especies de plantas silvestres que están floreciendo casi todo el año, de modo que incluso en pleno invierno podemos disfrutar de ejemplares en floración, aunque el máximo aparece lógicamente en primavera. Según nos cuenta el Dr. Font Quer en su famosa obra "El Dioscórides renovado", el botánico del siglo XVI L'Ecluse (también llamado Clusius) descubrió la alhucemilla en un collado inmediato a la ciudad de Málaga, ya en flor por febrero, y en en esta misma zona donde se conoce un antiguo uso medicinal de la misma como vermífuga, administrada mediante cocimiento.

En muchos lugares se la conoce como "alhucemilla", al ser una pariente de otras lavandas de hoja entera, que reciben el nombre de "alhucema", de claro origen árabe. Es bastante aromática, aunque algo menos que el resto de lavandas, y desde luego, nunca pasará desapercibida en cualquier recorrido que hagamos por las sierras costeras andaluzas como las que rodean a la Costa del Sol.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada